domingo, 20 de junio de 2010

¿ QUIEN PUEDE NEGARSE ?


FUNDACION VICENTE FERRER:  902 22 29 29

Ayer, en el programa La Noria, acompañados por Ana Ferrer y Moncho Ferrer desde la India, de famosos colaboradores en el plató como Concha  Cuetos o Mercedes Milá- que dirigió el cotarro con gran jarana- en compañía de Jordi Gonzalez ( otro incondicional, para que se vea que las apariencias engañan)  y de  maravillosos y entregados miembros de la Fundación, como Mercé García, la trabajadora más fiel e incansable que pueda verse, apoyamos y pedimos la concesión del  PREMIO NOBEL DE LA PAZ para la FUNDACION VICENTE FERRER.

enlace para solicitar el Premio Nobel 

En el siguiente enlace pueden verse los vídeos de todas las entrevistas y parte del reportaje realizado en la India por el programa


La aportación económica que se solicita es muy pequeña, cinco euros, ya que hace falta dinero para la campaña ( por ejemplo organizar la conferencia que Ana Ferrer dará en Bruselas)

Por otro lado, también estuvimos insistiendo en eso que podríamos titular "APADRINAMIENTOS EN TIEMPOS DE CRISIS". Todavía hay mucha gente que puede prescindir de dieciocho euros al mes y así ayudar a que un niño viva con el mínimo exigible para garantizar una vida digna, y de paso ayudar a toda su comunidad.

El apadrinamiento, sistema que a muchos le parece un asunto ternurista y rebosante de "buenismo", ha resultado ser lo que Vicente previó en su día: el mejor modo de obtener una continuidad económica que permite avanzar en los proyectos, ya que acredita la seguridad a largo plazo. 

Los logros en Anantapur pueden verse en la web de la Fundación, Quien pueda permitírselo, que no se diga"bueno, ya lo haré más adelante" o "es que yo quiero hacer algo más grande" ( que siempre queda pospuesto para un futuro indeterminado ) Pues bien: apadrina YA  porque sino tal vez nunca llegues a hacerlo, y quedarás en deuda con tu propia generosidad. 

Y si quieres hacer algo más grande, hazlo también YA. Y si ahora no puedes o tienes miedo a empobrecerte, apadrina: dieciocho euros supone una camiseta y media de Zara, un aperitivo con croquetas y jamón, una comida fuera de casa, un libro no muy caro,  dos taxis en Madrid, cosas todas ellas prescindibles, si se mira bien. Allí, en la India, esos dieciocho euros significan para un niño  educación, nutrición, seguro médico, y sobre todo entrar a formar parte de una organización que no le dejará en la estacada. 

Para apadrinar on line, colaborar económicamente o con la propia persona, y ver lo que se ha conseguido en estos años:


7 comentarios:

  1. Me gustaría saber si el Vaticano, o la Casa Real Española han apadrinado niños o colaboran en la medida de sus posibilidades con esta obra humaninaria de la fundación Vicente Ferrer. Opino, hablando de otra cosa, que no es una medida eficaz para una organización, gastarse dinero para organizar una conferencia en Bruselas.
    Atenta y anonimamente
    saludos

    ResponderEliminar
  2. Anónimo: la organización no gasta ese dinero. Ni uno sólo de los euros que la gente envía para apadrinar o colaborar en la India va a parar a este asunto. Lo que hace la Fundación es apoyar a la plataforma que la organiza por propia iniciativa, alguno de cuyos miembros conocí hace poco en Madrid y que son colaboradores muy generosos de la Fundación Vicente Ferrer, a la que ayudan con sus bienes y sus personas.

    Este año hay doscientas candidaturas para el Nobel de la Paz. El año pasado se lo dieron a Obama, recuérdalo, que no lo necesitaba para nada. En el caso de la Fundación Vicente Ferrer, no se trata sólo del millón de euros del premio, con el que podría comenzar a rescatarse a una comunidad tribal, nómada, que vive al norte de la región de Anantapur, que siempre ha vivido de recolectar miel silvestre de árboles que han desaparecido y que literalmente no tiene nada de qué vivir.

    Como te decía, no se trata sólo de eso: se trata de darle a la Fundación la proyección internacional que debe tener.

    Si este año se consigue será la primera vez que el Nobel se destina a unos cooperantes.

    En respuesta a tu primera pregunta, te diré que el Vaticano me temo que no ha contribuído con nada, ya que la Iglesia tiene sus propias movidas, como por ejemplo Cáritas o asuntos misionales. Y la Casa Real en tanto que Casa Real me parece que no, pero sí creo que colaboran algunos de sus miembros a título personal.

    Por último te diré que no me gustan los mensajes anónimos adversativos.

    Te diré otra cosa: la FUNDACION VICENTE FERRER es la ONG que menos gasta de todas las de España en comunicación y publicidad, tiene auditoría permanente aquí y en la India, y si fueras por las oficinas de ESpaña o a Anantapur podrías verificar-como han hecho algunos colaboradores economistas-que la gestión es transparente y que se controla hasta el último euro y la última rupia.

    No sé por qué, sospecho anónimamente que eres de esas personas que quiere ver el mal en donde no lo hay para justificar su inhibición social y su pesimismo.

    No apadrines si no quieres. Pero por favor, no des la vara o hazlo con tu nombre.

    ResponderEliminar
  3. Confirmado: hay miembros de la Casa Real que colaboran a título personal.

    También que la Plataforma para el Nobel no pertenece a la Fundación.

    Y no necesito aclararte, ya que si tienes algunas luces lo puedes deducir por ti mismo, que para hacer una campaña se necesita dinero. Uno de los "platos fuertes" de la campaña es que en Europa se sepa quién fue Vicente, quién es Ana, de qué modo está organizado el asunto y de lo que se ha logrado gracias a ellos y a nosotros.

    De hecho, en Bruselas, gracias a algunos políticos españoles como Felipe, se están quedando boquiabiertos y esperan a Ana como agua de mayo, ya que la FUNDACION VICENTE FERRER es una esperanza convertida en realidad y un ejemplo para el mundo.

    Por otro lado, te diré que como vuelvas a dejar un mensaje anónimo con insinuaciones insidiosas, lo borraré. No así si presentas tus dudas limpiamente, aunque sea sin firmar.

    ResponderEliminar
  4. Vicente Ferrer es una de esas personas a las que B.Bretch llamaba los "imprescindibles".Su vida es un ejemplo de humanidad y bonhomía.Su fundación tiene que continuar y si alguien merece el Nobel ese es él y la labor que los que quedan siguen realizando.
    Gracias por recordarnos que la esperanza sigue ahí.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. ¿Sabes qué? Acabo de apadrinar a un niño de la Fundación Vicente Ferrer. De momento, estoy encantada con la idea. Ya te contaré. Besos.

    Cristina

    ResponderEliminar
  6. Tengo la manía de no hacer NINGUNA OPERACIÓN ECONÓMICA EN INTERNET. He dado mi apoyo a la candidatura y me gustaría colaborar en su difusión y apoyar economicamente. Puedo hacer esa pequeña aportación de otro modo. Un saludo.

    ResponderEliminar
  7. Tienes razón, Marisa. Es uno de los "imprescindibles". Y ahí está su obra imprescindible y su imprescindible huella en las almas de la gente. A lo mejor, ayudar a continuarla nos hace imprescindibles-pequeños imprescindibles- también.

    Cristina: me alegro muchísimo de que te hayas decidido a apadrinar a un niño. Parece una cosa muy pequeña, ternurista y tal. Sin embargo permite a un ser humano tener expectativas de futuro: y eso es grande.

    Masteosantamarta : te entiendo muy bien. Yo tampoco las hago jamás. La forma de aportar dinero a ese proyecto o a cualquier otro es llamando al tf 902 222929. Yo llamé y envié mi aportación por transferencia bancaria. Me alegro de que te sumes al asunto. Y te saludo también.

    ResponderEliminar