miércoles, 8 de enero de 2014

EL GRAN DICKENS Y NUESTROS POLITICOS ( O NIHIL SUB SOLE NOVUM )

" Es cierto que en el mismo momento en que terminaban unas elecciones generales, los hombres electos que antes habían despotricado en la palestra por algo que no se había hecho, y que habían rogado al honorable caballero, de ideas contrarias a las suyas, expuesto a una acusación formal por incumplimiento, que les explicara por qué no se había hecho, y que habían afirmado repetidas veces que tenía que haberse hecho, y que se habían comprometido a hacerlo, empezaban a pensar en "cómo no hacerlo" de inmediato. "

"Caballeros, a lo largo de varios meses de trabajo, han analizado con gran lealtad y patriotismo "cómo no hacer las cosas" y lo han averiguado. "

"En otras palabras, todavía había que explicarle  a aquel gran hombre de Estado que era competencia del timonel del barco no hacer otra cosa que prosperar en tierra con el comercio privado de trapicheos y chalaneos cuando la tripulación podía, a fuerza de bombear, mantener el barco a flote."


" Con este sublime descubrimiento de "cómo no hacer las cosas" (...)había conservado mucho tiempo la más elevada gloria (...)  por mucho que algún mal aconsejado miembro de alguna de las dos cámaras intentara "hacer las cosas"

"Y también estaba ahí otro(...) uno con mucho brío, que había saltado de cargo en cargo hasta veinte veces en rápida sucesión, ocupaba siempre dos o tres a la vez y era el muy respetado inventor de un arte que practicaba con gran éxito y admiración de todos los gobiernos (...) Este consistía en que, cuando le formulaban una pregunta en el Parlamento sobre cualquier asunto, contestaba respondiendo a otra cualquiera. Le había sido de gran utilidad y por ese motivo lo tenían en alta estima en el Negociado de Circunloquios. "

"Y también había una serie de lapas parlamentarias, aún no del todo bien adheridas, en período de prueba para demostrar su total incompetencia. Esos (...)se encaramaban por las escaleras y se escondían en los pasillos esperando órdenes para conseguir que hubiera quorum en el Parlamento o que no lo hubiera., y escuchaban, exclamaban, vitoreaban y ladraban de acuerdo con las instrucciones (...) Y presentaban mociones que eran pura farsa para obstaculizar las mociones de otros; y ponían obstáculos para retrasar los asuntos desagradables a última hora del día y al final de las sesiones; entonces, con virtuoso patriotismo, decían que era demasiado tarde (...)"

"(...)llevaban y traían, adulaban y trapicheaban, corrompían, y tragaban montones de basura en un desempeño infatigable de sus tareas públicas"

14 comentarios:

  1. Su opacidad mental les faculta para el ejercico de la politica.
    Salud
    Francesc Cornadó

    ResponderEliminar
  2. Letra y dibujos, inmejorables.
    La que los une, demuestra su capacidad, por eso nunca tendrá sueldo de político.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, María Jesús. Me alegro de que te guste esta entrada porque no ha sido de "recorta y pega" sino de currar la transcripción.

      En cuanto a la política, te diré que siempre me ha tentado ser alcaldesa con un sueldo simbólico de trescientos o cuatrocientos mil anuales. Creo que estoy suficientemente preparada en no hacer las cosas. Te aseguro que no las hago con gran éxito.

      Eliminar
  3. Y yo aún diría más: Lo han averiguado

    Anónimo Fernández

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querido Anónimo Fernández: mato por tu firma. Me parece genial.

      Eliminar
  4. Todos los tiempos son "tiempos difíciles"

    A. F.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy sutil, A.F. Se nota que eres un dickensiano de pro.

      Desde esta Casa Desolada te saludo con Grandes Esperanzas de prosperidad para ti

      Eliminar
  5. Nada nuevo, desde luego, Blanca. Desgraciadamente, es el cuento de nunca acabar. Acertadísima entrada.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo siento, Isabel. Me he confundido y te he respondido fuera del tiesto de responder.

      Eliminar
    2. Y más lo siento por llamarte Isabel, Inmaculada. Es por mi despiste general.

      Eliminar
  6. La novedad para mí ha sido ver cómo Dickens los calca, tal cual son hoy en día. Ahora voy a leer a los clásicos para buscar parentescos en la política greco-romana. Seguro que vuelvo a verlos en su salsa.

    Y luego dicen que la prostitución es la profesión más antigua del mundo. De eso nada: la profesión más antigua del mundo es mangonear y lucrarse con la excusa del bien común.

    Me alegro de verte de nuevo por mi blog, Isabel.

    Un abrazo grande

    ResponderEliminar